Saltar al contenido

▷ 【Oración de Protección】 † 2020

¿Cuál es la oración de protección ?

Son muchas las razones por las que solemos orar a Dios: unos oran por salud, otros por prosperidad, algunos por fuerza y otros por protección. Pero, ¿cuál es la oración de protección? Es aquella plegaria que elevas al cielo cuando sientes que hay peligro a tu alrededor.

Para ello, puede realizar la rezar esta oración:

Oración diaria de protección:

Padre Celestial, escucha mis
oraciones, gracias por darme un día
más de vida diariamente, te invoco y
te pido que nos protejas
a mi persona y a mi familia

 

Protéjame en este día que comienza
y que nada malo nos ocurra que
transite por el camino de la fe y de la confianza

 

Dame fuerzas suficientes para salir
adelante en todo lo que hago
Dios Mío, ilumíname no permitas
que nada me lastime, me haga daño

 

Protéjanos siempre de la maldad, de
la envidia y aleja a los que me
quieren hacer daño
espero a partir de hoy, tener días buenos, felices y fraternos
mi corazón, mente y alma están en
paz porque usted Señor, esta dentro de nosotros

 

Te doy gracias por todo lo bueno que
diariamente pasa en mi vida
Oh- Padre Mío, agradecido estoy
porque en mi hogar No falta el
alimento, diariamente usted nos lo provee

 

Confio en tu protección y en tu
ayuda, quiero dejar todo en tu
manos protejenos de todo mal,
enfermedad física y/o espiritual
y de toda amenaza del enemigo

 

Te pido que mi rostro irradie alegría, felicidad
que se note y que irradie a todos los demás
Señor, cuida de mi familia, mis hijos,
mi hogar Y protéjalos, nunca los
abandone. Amen

¿Qué es la oración de protección?

Como te mencionamos más arriba, la oración de protección es una herramienta vital de todo creyente para protegerse de cualquier amenaza que puede acecharle.

Si sientes que tu vida o la de los tuyos se encuentra en peligro, entonces es allí donde, con mucha fe, pides a Dios que envíe sus ángeles para que protejan tu vida y la de los tuyos de cualquier ataque del maligno.

Oración de protección | VIDEO


La oración de protección es esa plegaria que elevas al cielo para que el Padre Celestial cubra tu vida con su sangre preciosa y te libre de todo mal.

No importa si el peligro es pequeño o muy grande, si se trata de huestes espirituales que quieran apoderarse de ti o de los tuyos para hacer maldades o si se trata de una persona que tiene la completa intención de causarte daño y perjudicar tu vida, rezar al cielo por protección evita que todo ese mal llegue a ti.

Oración diaria de protección

Ten muy en cuenta que esta es un rezo que debes dirigir a Dios pues Él es quien protege a sus fieles hijos, cuidándolos como un ave a sus crías.

Dice el Salmo 91: “Con sus alas te cubrirá, y debajo de sus alas estarás seguro”. Por ello, no debes dudar nunca que Dios responderá y te librará del lazo del cazador, de la peste destructora

Por qué debes rezar una oración de protección

Es muy probable que te parezca poco importante rezar una oración de protección pues sientes que estás fuera de peligro, sin embargo, la Biblia dice que el díablo anda como león rugiente buscando a quien devorar.

En otras palabras el peligro siempre está al acecho de los hijos de Dios.

Es allí donde se torna no solo importante, sino indispensable que cada día procures pedir a tu Padre Celestial que no solo proteja tu vida sino que además cubra con su sangre poderosa a tus familiares y amigos.

Rezar por protección debe ser un hábito en tu vida pues no estamos exentos del peligro. Al pedir a Jesucristo que guarde tu vida y la de los tuyos de todo mal, sus ángeles enviará para que tú pie no tropiece.

¿En qué momento debemos hacer la oración de protección?

Por lo general, la mayoría de las personas esperan estar frente a una situación de peligro para rogar al Padre Celestial por protección, suplicando con desespero el pronto auxilio del cielo para salir ileso.

No debes esperar a que el mal este cerca de ti para que comiences a buscar la protección del Altísimo. Ora siempre que creas que tu vida o la de tu familia puede verse expuesta a algún peligro.

Puedes pedir protección siempre que vayas a salir de viaje, rogando a Dios que despeje la vía y aleje los malos conductores del camino.

También puedes suplicar por protección cuando sientas que personas a tu alrededor buscan hacerte daño. Otro caso en donde puedes elevar una plegaria para que la sangre de Cristo te cubra es antes de una cirugía, pues al orar, tu vida queda en las manos de Dios y todo saldrá bien.

¿ Realmente te protegen estas oraciones ?

Es normal que la duda llegue a tu vida antes, durante y después de realizar la oración de protección.

El diablo suele atacar tu mente no solo para impedirte que ruegues a Dios por protección, sino que también buscará sembrar en ti la duda y la desesperanza para hacerte creer que tu plegaria no será respondida.

Sin embargo, el Señor Jesús dijo que todo lo que pidiéramos al Padre Celestial en su nombre, Él nos lo daría.

Entonces si sientes que tu vida corre peligro y otras pidiendo la protección de Dios, ten por seguro que recibirás una respuesta.

Dios no abandona a sus hijos, mucho menos a aquellos que con fe le oran cada día. Por ello puedes estar seguro que tu protección llegará y nada malo te sucederá.

Más Oraciones Católicas de Protección

7 Compartir
Twittear
Compartir